• Sol Pozzi-Escot Noriega

"DON'T LOOK NOW" Y LA PROFECÍA AUTOCUMPLIDA


"Don't look now" (1978) es una película sobre el duelo. Narra la historia de John y Laura Baxter, pareja de británicos, que luego de la trágica muerte de su hija Christine, viaja a Venecia, donde John debe cumplir con el trabajo de restaurar una vieja iglesia. Sin embargo, a su llegada, la pareja es contactada por un par de hermanas que dicen ser psíquicas, y afirman haber tenido contacto con Christine. John se niega a creer esto, pero las visiones que empieza a tener lo hacen cuestionarlo todo. El film es un clásico del terror que, dada la coyuntura actual, gana renovada relevancia: en un momento histórico en que vivimos, constantemente, rodeados de muerte, nuestras nociones de la vida, el tiempo y la propia muerte se redefinen. Un manto de duelo se posa sobre la sociedad: acompaña, pero también oscurece, vuelve más difusa la barrera entre lo real y lo fantástico.


La Venecia de esta película, dirigida por Nicolas Roeg, no es la típica postal de la romántica ciudad italiana. Es un cementerio. Desde la llegada de la pareja, la ciudad se encuentra cubierta de una espesa neblina, las calles están vacías, y la muerte acecha. Un asesino en serie hace de las suyas, y el agua de los canales de la ciudad funciona como el siempre presente recordatorio de la muerte de Christine, quien se ahogó en una laguna. Y la presencia de esa muerte no es fortuita: las hermanas videntes, Heather y Wendy, advierten a Laura de que si su marido se queda en Venecia, está destinado a morir.


Pero John se siente extrañamente cómodo en las hostiles calles de Venecia, como si estuviera perdido en una búsqueda de la cual, en cierto nivel, conoce el resultado. Es aquí que encontramos una de las dimensiones más interesantes de la película de Roeg.

La noción de profecía autocumplida se refiere a una falsa creencia en la mente de alguien, quien, a fuerza de estar convencido de la validez de dicha creencia, termina, sin saberlo realmente, haciendo que esta se materialice. John, incluso estando consciente de las advertencias de las psíquicas, se lanza en una búsqueda que explique las visiones y regresiones que parece tener. Una de las visiones más recurrentes es aquella de un ser de pequeña talla, cubierto por un saco impermeable rojo, idéntico al que usaba la hija de John cuando falleció. John la persigue, y se ve envuelto en un laberinto sin salida, entre las grises calles de Venecia.





Cuando decimos que es una película relevante para la actualidad, no lo decimos de manera gratuita. Es inevitable hacer paralelos entre esta historia y las escenas que vemos todos los días en nuestro país. ¿Hay algo que ilustre de manera más efectiva la noción de profecía autocumplida que la despreciable escena de los familiares de las víctimas de la operación en la discoteca de los Olivos bailando y tomando alcohol sobre tumbas en un cementerio?


Como decíamos, la muerte nos acompaña todos los días, en todo momento. Sin embargo, y es aquí que nuestra realidad difiere de la historia de "Don't look now", da la impresión de que el duelo, en nuestro país, se está transformando en apatía, en una total falta de consideración por la vida del otro, e incluso la propia. Si John corría detrás del misterioso personaje que de alguna forma representa la superación del duelo causado por la muerte de su hija, nuestro país entero corre, ciego y apresurado, hacia el nicho más cercano. Profecía autocumplida.

27 views
 
  • Instagram
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • LinkedIn

©2018 by alquimiacultural. Proudly created with Wix.com