• Sol Pozzi-Escot

El Polen, hoy más que nunca: una conversación con Juan Luis Pereira


En el torbellino cultural que representó para el mundo la década de los 70, nace El polen en el Perú, banda liderada por los hermanos Pereira, Juan Luis y Raúl, quienes introdujeron el rock a las raíces andinas del país. Buscaron, a través de su música, revalorizar y actualizar la presencia artística del legado andino, abismalmente ignorado por una sociedad clasista y racista como aquella del Perú. Nos reunimos con Juan Luis para poder conversar un poco con él y entender cómo El polen, mientras representa naturalmente una expresión cultural típicamente peruana, logra a la vez, a través de sus letras y de su mensaje, hablar en términos universales, presentando una postura que hoy se encuentra más vigente que nunca.

“Los 70 fueron una época muy productiva en el mundo”, nos cuenta Juan Luis. Y tiene razón, solo basta ver el apogeo creativo del rock en la época: bandas como Led Zeppelin y Pink Floyd eran obeto de inspiración para muchísimos artístas, y los fundadores del polen no fueron la excepción. Y fue en estos climas de revoluciones de diversos tipos, que, nos dice el músico, “elegimos en el Perú hacer algo propio”. Y añade con mucha convicción: “siempre lo original se vuelve universal”. Efectivamente, hay en el arte una dimensión de universalidad, como ha sido postulado infinitas veces por muchos pensadores, en el sentido en que más allá del momento y del lugar preciso de la creación de la obra, es el valor creativo de esta lo que mantiene su validez más allá del tiempo y del espacio. Es que este carácter “cósmico” de la obra artística, como nos lo señala Juan Luis, era claramente un fruto de su tiempo. En la década de los 70, la revolución social dirigida por el presidente Velasco de alguna manera, admite el músico, llegó a influenciar los contenidos líricos de la banda. Es con mucha valentía, considerando la demonización de la cual ha sido objeto Velasco, que nos dice que “hubo muchas cosas positivas” en el gobierno militar. Lo que rescata el músico, y relaciona con el contenido de las canciones creadas en la época, es “la integración, el no al racismo, el respeto a lo andino, a los campesinos”, que las letras del polen buscaban promover.

Y esta cosmovisión de la banda, fundada básicamente alrededor de un principio de respeto histórico al otro, fue consecuencia de lo una “búsqueda de lo espiritual, una reacción ante una crisis existencial de la juventud” de la cual nos habla Pereira. Esto, en conjugación con la experimentación psicodélica de la época, hizo que, como nos explica el cantautor, él y sus contemporáneos se metan “adentro”, que busquen hacia adentro de sí mismos una manera universal de lidiar con las tribulaciones diarias que uno puede encontrar. Y es este el mensaje que está más allá del tiempo.

Juan Luis define el mensaje del polen de la siguiente manera: “Buscarse a sí mismo, integración, respeto a los demás, ecología, creatividad... ser lo más creativo posible..y hacer arte”. Nos habla de principios que son ahora más válidos que nunca, viendo cómo la cultura se ha vuelto ese apéndice que el organismo capitalista que a todos nos gobierna busca desesperadamente seccionar. Juan Luis, consciente de esto, le dice a todos los jóvenes creativos del país “que busquen sus raíces y hagan música que represente lo que realmente experimentan en el mundo donde estamos, claro que con las influencias del extranjero, pero considerando lo que vivimos acá”. ¿He ahí el secreto de Juan Luis? Más de 4 décadas de actividad musical se presentan como la prueba de que sí, de que es en estos puntos y no en otro lado, que la producción artística nacional alcanzará el nivel de calidad y universalidad que tanto necesita. Escuchemos.


44 views
 
  • Instagram
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • LinkedIn

©2018 by alquimiacultural. Proudly created with Wix.com